Qué es el ACV y cómo tu marca puede medir su viaje hacia la sostenibilidad

El ACV juega un papel importante al proporcionar información crítica sobre cómo mejorar los desafíos actuales de la sostenibilidad ambiental en la moda. Descubre su potencial como herramienta de toma de decisiones empresariales.

Qué es el ACV y cómo tu marca puede medir su viaje hacia la sostenibilidad

Tal y como hemos mencionado en múltiples ocasiones, la presión climática es uno de los grandes factores que fuerza un cambio de paradigma en la industria de la moda actual. La sostenibilidad ha pasado de ser un argumento de venta a un requisito imprescindible para las empresas del sector textil. Ahora, más que nunca, las marcas deben aspirar a crear valor desde un punto de vista ambiental, además de económico. Descubre en qué consiste el Análisis de Ciclo de Vida (ACV) y cómo esta herramienta puede acelerar el viaje hacia la sostenibilidad de tu marca a través de la identificación de los impactos ambientales de tus productos.

Los procesos asociados a la actividad textil, al igual que sucede en el resto de sectores industriales, aparte de consumir una gran cantidad de recursos naturales también generan un volumen desmesurado de residuos. Desde la extracción de las materias primas hasta la distribución de los productos manufacturados, la industria de la moda ocasiona impactos ambientales diversos en cada una de estas etapas. Analicemos brevemente el contexto desde el que partimos para señalar al sector textil como uno de los principales contribuyentes de la contaminación ambiental:

  • Consolidación de un sistema de producción lineal. El modelo productivo de la industria de la moda opera bajo un sistema lineal basado en “producir, usar y desechar”. Un ciclo que no contempla la reintroducción de residuos en la producción y por tanto favorece el agotamiento de los recursos naturales del planeta, contribuyendo a la deforestación, emisiones descontroladas de carbono, sequías, inundaciones, calentamiento global y alta generación de residuos.
  • Impacto ambiental insostenible. La industria de la moda tiene un gran impacto negativo en el planeta. Representa entre el 2% y el 4% de las emisiones globales de carbono. Por otro lado, es un sector abusivo en cuanto al consumo de agua, utiliza el equivalente a 37 millones de piscinas olímpicas al año. Sin olvidar los productos químicos sintéticos que se emplean en la ropa y el calzado, solo la producción de algodón emplea el 4% de todos los pesticidas del mundo y el 10% de los insecticidas. Una profunda huella ambiental si además tenemos en cuenta los residuos, un problema que emite 20 toneladas de CO2 a la atmósfera por cada tonelada de textil desechado.
  • Alta complejidad de las cadenas de suministro. La industria de la moda tiene una de las cadenas de suministro más largas y deslocalizadas del mundo. Una simple camiseta de algodón puede pasar por más de 30 procesos diferentes. La falta de visibilidad y la multiplicidad de actores distribuidos a lo largo de la producción provoca la falta de control sobre las cadenas de suministro. Ignorar los impactos potenciales a lo largo de todo el ciclo de vida de un producto hace imposible identificar cuáles son los puntos críticos que intensifican su huella ambiental.

Ante este contexto, nos encontramos en un punto de inflexión en el que urge que la industria de la moda implemente el ACV como una herramienta para tomar decisiones empresariales informadas a partir de la identificación, estudio y evaluación de los impactos ambientales de sus artículos.

Pero, ¿en qué consiste el ACV y cómo puede beneficiar a tu negocio? 

El Análisis de Ciclo de Vida es una herramienta de gestión medioambiental cuya finalidad consiste en determinar y cuantificar el impacto ambiental actual y potencial de un producto, proceso o sistema a lo largo de todo su ciclo de vida de manera integral. Su objetivo es obtener una mejor comprensión del alcance de posibles impactos derivados de la producción de un artículo tales como el calentamiento global, la eutrofización, el uso del agua o el agotamiento abiótico de los combustibles fósiles.

La principal particularidad de esta herramienta es su enfoque global, es decir, la integración de todas las partes que conforman un sistema para determinar las propiedades del mismo. De ahí que el ACV contemple el análisis de todos los procesos que componen el ciclo de vida de un producto por encima del estudio individual.

Gracias a las métricas, datos e indicadores de calidad extraídos a partir de un ACV, las marcas pueden extraer conclusiones e implementar soluciones responsables que aceleren su transición hacia la sostenibilidad. Estos son algunos de los beneficios que un Análisis de Ciclo de Vida puede aportar a tu negocio:

  • Optimización del desarrollo de productos. Disponer de indicadores específicos para cada uno de los productos de una colección permite implementar acciones con el objetivo de reducir y eliminar los impactos ambientales negativos de dichos productos en las diferentes fases de su ciclo de vida.
  • Mejora de la eficiencia de los procesos productivos y la gestión de residuos. El ACV facilita la detección de puntos de alto riesgo ambiental y la implementación de acciones acordes para mitigarlos. Por otra parte, mejora la eficiencia de la cadena de suministro evitando que un problema ambiental se traslade a etapas posteriores.
  • Impulso de mejoras en el rendimiento y la rentabilidad. A través de la identificación de oportunidades y riesgos de forma clara y precisa, el ACV es un instrumento que también posibilita la reducción de costes y la mejora de la competitividad empresarial.
  • Refuerzo de la comunicación con el consumidor. La obtención de datos ambientales de valor permite trasladar dichos indicadores a los consumidores finales. Mediante el ACV una marca de moda puede apoyar su comunicación en datos veraces que confirmen su compromiso medioambiental.
  • Anticipación a los requisitos legislativos. La legislación será el motor definitivo para que la industria de la moda avance hacia la sostenibilidad y el ACV puede ayudar a las marcas a cumplir con los requisitos establecidos por ley para cumplir con las nuevas normativas. 

Desde BCOME te invitamos a arrojar luz a tus cadenas de valor para identificar aquellos procesos que están mermando la calidad ambiental de tus artículos y potenciar soluciones que beneficien el impacto de tu marca así como su competitividad en el mercado. A través de nuestra plataforma tendrás acceso al impacto ambiental de cada una de tus referencias a lo largo de su ciclo de vida. Comienza a tomar decisiones informadas que propulsen tu negocio hacia la transformación sostenible. ¡Creemos juntos el cambio!

Sign up to our newsletter

Join our weekly newsletter for new content updates, best practices in sustainability and much more!